Asociación Nacional de Músicos Pastorales
28 de mayo de 2021

Música litúrgica en una iglesia post-COVID

“No se puede encontrar nada más religioso y más alegre en las celebraciones sagradas que toda una congregación expresando su fe y devoción en el canto. Por lo tanto, se debe promover cuidadosamente la participación activa de todo el pueblo, que se muestra en el canto ”. (Musicam Sacram 16)

Semana tras semana, año tras año, los músicos pastorales han derramado sin cesar nuestro don del canto para conmover la morada de Dios en cada corazón. Hace catorce meses, este antiguo ciclo fue interrumpido por una pandemia mundial. El virus COVID-19 atacó el núcleo mismo del ministerio de la música: fomentar una comunal participación en la liturgia (ver Sacrosanctum Concilium 14).

A medida que la pandemia afloja su control sobre la sociedad, nos enfrentamos a dos desafíos: la logística y la renovación. La logística de nuestros ministerios ha sido arrebatada y se necesitará una gran cantidad de tiempo y esfuerzo para reconstruir lo que se ha perdido. Pero tenemos que preguntarnos cómo debería ser este producto final. ¿Realmente podemos volver a como eran las cosas? Estamos llamados a hacerlo mejor y ser mejores. La pandemia nos ha revelado innumerables desafíos como músicos y como miembros del Cuerpo de Cristo. Nos ha impulsado a crecer y a ir más allá de las comodidades de nuestra vida anterior. ¿Qué lecciones nos llevaremos a medida que avancemos?

Algunas de las preguntas que consideramos incluyen: ¿cuál es la mejor manera de volver a involucrar a nuestras congregaciones? ¿Cuál es el papel de la tecnología en nuestros ministerios? ¿Cómo renovamos nuestros coros y conjuntos cuando algunos pueden haberse mudado de nuestras parroquias o no se sienten listos para unirse? ¿Cómo respondemos a la convocatoria de ministrar a toda la persona, no solo las necesidades litúrgicas y musicales, sino también las necesidades emocionales y familiares? Sabemos que este nuevo capítulo en nuestras vidas y en el ministerio tendrá su propio conjunto de oportunidades, y podemos ser guiados por las lecciones de los últimos catorce meses.

La Asociación Nacional de Músicos Pastorales (NPM) es la organización de miembros de todos los músicos pastorales católicos que sirven en cualquier capacidad litúrgica. Estamos listos y ansiosos por ayudar a quienes sirven en el ministerio durante este tiempo de reconstrucción y renovación. Juntos, a través de la guía del Espíritu Santo, oramos para que Dios verdaderamente “renueve la faz de la tierra” (Salmo 104). 

Spanish